Consejos KodakFullColor

  

5 Consejos Prácticos que cualquier Principiante debe conocer para Tomar Buenas Fotografías

 

La fotografía se caracteriza por ser una actividad que en muchos casos termina siendo una afición, que tiene la particularidad de absorberte (en el buen sentido de la palabra) cada vez más. Una vez que te introduces en el mundo de la fotografía, cada vez necesitas saber más, lo cual hace que esta actividad se transforme en el tiempo en una verdadera pasión. Lo único que puede evitar que esto ocurra, es que el aficionado no sepa como sacar el mayor partido de su cámara fotográfica para lograr esas tan anheladas tomas fotográficas.

Tomar buenas fotografías no es tan difícil, si lo vemos desde un punto de vista operativo. Sin embargo, recrear obrasmaestras sí lo es. De hecho, como cualquier otra forma de expresión artística, las auténticas obras maestras en este ámbito sólo están al alcance de un puñado selecto de fotógrafos dotados de algo que los hace especiales. La buena noticia es que tomar fotos bien ejecutadas está al alcance de cualquier persona, si tomamos en consideración algunos consejos prácticos que todos los fotógrafos debemos tratar de seguir, y para esto necesitamos partir "abriendo nuestra mente" y despojarnos de lo que "nosotros pensabamos al respecto", para que de esta manera esto funcione en los términos requeridos.

Esto se traduce en 5 Consejos Prácticos que cualquier principiante debería conocer para tomar buenas fotografías:
Consejos Prácticos de Fotografía para Principiantes

 


 

1. Planifica tu Fotografía

 

Analiza cuidadosamente la escena que quieres capturar e imagina cómo te gustaría que finalmente quede tu foto. Cuando seas capaz de "ver" (imaginar o reproducir) en tu mente esa instantánea, recapacita acerca de los ajustes técnicos que debes llevar a cabo para que las condiciones de exposición te permitan obtener ese acabado o resultado. En defintiva, debes determinar qué Profundidad de Campo (*) quieres conseguir, qué Apertura del Diafragma (**) te va a permitir obtenerla y qué Tiempo de Exposición (***) es el adecuado para que la fotografía quede bien iluminada.
 
* Profundidad de Campo: Se entiende por Profundidad de Campo o PDC tradicionalmente en óptica, y en fotografía en particular, la zona que comprende desde el punto más cercano y el más lejano de nuestro campo que sea aceptable en cuanto a nitidez, una vez formada su imagen en el mismo plano de enfoque.
 
Relación de Profundidad de Campo
 
Ejemplo de Profundidad de Campo
 
** Apertura del Diafragma: El Diafragma es la parte del objetivo que regula la cantidad de luz que penetra en la cámara fotográfica a través del lente óptico. Funciona como el iris del ojo, abriéndose o cerrándose para permitir que entre más o menos luz.
 
Apertura del Diafragma en Fotografía
 
*** Tiempo de Exposición: Este parámetro nos permite, sencillamente, indicar a nuestra cámara o smartphone cuánto tiempo queremos que quede expuesto el sensor, y, por tanto, que permanezca recibiendo luz.

El tiempo de exposición se mide en segundos (s), o bien en fracciones de segundo, y su importancia reside en su capacidad de ayudarnos a conseguir la exposición correcta en nuestras fotografías.
 
Ejemplo de Tiempos de Exposición

 


 

2. Elige la Mínima Sensibilidad

 

Los sensores que utilizamos actualmente en las cámaras digitales nos permiten seleccionar un Valor ISO que puede oscilar en un rango determinado. Sin embargo, la sensibilidad real del sensor suele coincidir con el valor ISO más bajo, que, además, es el que genera menos ruido. Por esta razón, a menos que las condiciones ambientales lo exijan de una forma estricta o tengamos que tomar fotografías a objetos que se desplazan con mucha rapidez, es recomendable disparar usando el valor mínimo.
 
Tabla Sensibilidad ISO
 
La sensibilidad ISO y el ruido. Cuanto mayor sea el valor ISO que habilitemos en nuestra cámara, más luz recogerá el sensor porque, como hemos visto, más amplificará la señal que reciben los fotodiodos. De esta forma podremos obtener fotografías incluso en entornos con muy poca luz ambiental.
Sensibilidad ISO en Fotografía

 


 

3. Habilita la Temperatura de Color apropiada

 

Si almacenas tus fotografías en Formato RAW (*), no importa cómo ajustes el balance de blancos, pues estos archivos son independientes de la Temperatura de Color (**) (podrás elegir la adecuada cuando proceses tus fotografías con la aplicación apropiada). Sin embargo, si disparas en JPEG es esencial que elijas la temperatura de color apropiada, pues, de lo contrario, tus tomas adolecerán de unas dominantes que resultan muy difíciles de corregir totalmente con el software de edición fotográfica.
 
* Formato RAW: El formato de imágenes RAW (entiéndase como "bruto" o "en crudo" siguiendo el término anglosajón para denominar a los brutos de cámara)​ es un formato de archivo digital de imágenes que contiene la totalidad de los datos de la imagen tal y como ha sido captada por el sensor digital de la cámara, ya sea fotográfica u otro tipo.
 
Formato RAW

 

** Temperatura de Color: La Temperatura de Color de una fuente de luz se define comparando su color dentro del espectro luminoso con el de la luz que emitiría un cuerpo negro calentado a una temperatura determinada.
 
Escala de Balance de Blancos

 


 

4. Dispara en Formato RAW preferentemente

 

La particularidad que tiene este formato, es que recoge toda la gama de tonos que el sensor es capaz de percibir, y, además, los ajustes de Temperatura de Color, saturación, espacio de color, contraste, etc., resultan irrelevantes al tomar las fotografías. Podrás elegir los parámetros adecuados a posteriori, durante la conversión de formato.

 

* Formato RAW: El formato de imágenes RAW (entiéndase como "bruto" o "en crudo" siguiendo el término anglosajón para denominar a los brutos de cámara)​ es un formato de archivo digital de imágenes que contiene la totalidad de los datos de la imagen tal y como ha sido captada por el sensor digital de la cámara, ya sea fotográfica u otro tipo.
 
Formato RAW vs JPEG

 


 

5. Selecciona la Máxima Calidad en Formato JPEG

 

Cuando tomamos nuestras fotografías en este formato, la propia cámara fotográfica aplica a la información que procede del sensor (que no es otra cosa que el torrente de datos RAW, incluso, aunque la cámara no contemple la grabación en este formato) los ajustes que hayamos indicado (temperatura de color, contraste, saturación, etc.). Después, somete estos datos a un algoritmo de codificación a formato JPEG, y a un procedimiento de compresión con pérdida de calidad.

Por esta razón, es importante que, a pesar de que ocuparán más espacio, habilitemos la codificación JPEG de la máxima calidad.

 

Formato JPEG: Joint Photographic Experts Group (JPEG), traducido al español como Grupo Conjunto de Expertos en Fotografía, es el nombre de un comité de expertos que creó un estándar de compresión y codificación de archivos e imágenes fijas. Este comité fue integrado desde sus inicios por la fusión de varias agrupaciones en un intento de compartir y desarrollar su experiencia en la digitalización de imágenes. La ISO, tres años antes (abril de 1983), había iniciado sus investigaciones en el área.

Además de ser un método de compresión, es a menudo considerado como un formato de archivo. JPEG/Exif es el formato de imagen más común, utilizado por las cámaras fotográficas digitales y otros dispositivos de captura de imagen, junto con JPG/JFIF, que también es otro formato para el almacenamiento y la transmisión de imágenes fotográficas en la World Wide Web. Estas variaciones de formatos a menudo no se distinguen, y se llaman “JPEG”. Los archivos de este tipo se suelen nombrar con la extensión .jpg.
 
Formato de Compresión JPEG

 


 

Esperamos que te haya sido útil la información y que la aproveches para poder mejorar tu performance. Cada día vamos aprendiendo una serie de conceptos eóricos y consejos prácticos que nos permiten ir creciendo y mejorando. Te invitamos para que sigas disfrutando de la información que hemos querido compartir contigo.